A B C D E F G H I J K L M N O P Q R S T U V W X Y Z
LiteraturaPinturaBiografía

Murillo, Gerardo o "Doctor Atl" (1875-1964).

Pintor, escritor y vulcanólogo mexicano, nacido en Guadalajara (Jalisco) el 3 de octubre de 1875 y fallecido en la ciudad de México en el año de 1964. Fue en su ciudad natal donde realizó sus primeros estudios de pintura con el académico Felipe Castro. Más tarde se trasladó a la ciudad de México para estudiar la preparatoria y Bellas Artes; estuvo becado por Porfirio Díaz como estudiante de pintura. Después viajó a Roma, donde realizó estudios universitarios de Filosofía y Derecho. Poco después, Leopoldo Lugones lo bautizaría con el seudónimo de Doctor Atl, tomando la palabra "Atl", del lenguaje nahuatl, cuyo significado es 'agua'.

Al regresar a México en 1903, trajo consigo un gran entusiasmo por la pintura renacentista, el neoimpresionismo y el fauvismo. Comenzó a impartir clases en la Academia de San Carlos de la ciudad de México, donde tuvo como alumnos a Diego Rivera, David Alfaro Siqueiros y José Clemente Orozco. En 1910 organizó una exposición que celebraba el centenario de la independencia, el hecho, de carácter nacionalista, no llegó a tomar trascendencia hasta mucho tiempo después.

Viajó luego a París, y con una gran facilidad también para las letras, fundó el periódico Action d' Art, en el que difundía el sentido social que entrañaban los acontecimientos mexicanos. En 1911 se desplazó a Italia, donde estudió vulcanología, y fue la curiosidad intelectual por este tipo de elementos naturales lo que lo llevó más tarde, en 1942, al nacimiento del volcán Paricutín. Para registrar el fenómeno, elaboró apuntes y pinturas que expuso posteriormente en Bellas Artes y en 1950 publicó el libro Cómo nace y crece un volcán, el Paricutín, considerado hoy una joya bibliográfica.

Caminante infatigable, fue un gran paisajista, escaló frecuentemente el Popocatepetl y el Iztaccíhuatl; además de los volcanes, fueron los árboles y las montañas modelos para sus pinturas -siguiendo una línea fauvista-impresionista y con un manejo monumental del espacio, lleno de fuerza y vigor, y curvando los horizontes en busca de amplitud y movimiento. Inició entonces lo que llamamos aeropaisaje, es decir, conjuntos geográficos tomados desde las alturas.

Enriquecía su obra con la creación de personajes y el empleo de la técnica. Fue además el creador de una de ellas: el "Atl-Color", tintes secos o a la resina que podían imprimirse sobre papel, tela o roca; con esta técnica pintó un friso de ninfas llevando guirnaldas floridas y unos cuadros muy grandes que representan volcanes, para un filántropo de Puebla y para decorar una cafetería de la calle 16 de Septiembre de la ciudad de México.

Fue un incansable promotor de artistas e intelectuales y también de artesanías, empujado por su marcado carácter nacionalista. Como dato curioso, se sabe que Murillo llegó a entrar en su país disfrazado de italiano, después de uno de sus viajes a Europa, tras haber publicado en aquel país un documento contra Victoriano Huerta.

En literatura, sus Cuentos de todos colores, con temas de la Revolución, lo consagraron como uno de los mejores narradores de esa etapa histórica, en parte por el atinado uso del habla popular. En sus relatos predomina la búsqueda de la justicia.

Donó casi toda su obra plástica al Instituto Nacional de Bellas Artes. Murió en la ciudad de México en el año de 1964.

Autor

  • Sánchez